IE Not suppported

Sorry, but Internet Explorer is no longer supported.

For the best D2L.com experience, it's important to use a modern browser.

To view the D2L.com website, please download another browser such as Google Chrome or Mozilla Firefox.

La Universidad del Futuro, la mezcla perfecta de la sabiduría del pasado con la tecnología del mañana

  • 3 Min para leer

Nuestra serie de la Universidad del Futuro analiza en profundidad lo que depara el futuro para el sector. Entrevistamos a importantes universidades en Latinoamérica para comprender cómo la pandemia del coronavirus ha afectado a sus instituciones.

La crisis del COVID-19 obligó a transformar no solo el funcionamiento de las instituciones educativas sino también la forma que enseñan, en la que los estudiantes aprenden y como se genera el conocimiento. La transformación digital en la educación era una tarea pendiente y la crisis sanitaria aceleró todos los procesos haciendo que las demandas y necesidades que se esperaba ocurrieran en los próximo cinco o diez años, sucedieran en los pasados seis meses.

Esta aceleración obliga a plantearse la pregunta ¿cómo será la universidad del futuro? Para poder encontrar una respuesta, D2L habló con los protagonistas del cambio y plasmó en el documento “La Universidad del Futuro”, la visión de quienes están creando hoy los centros educativos del mañana. En el documento, D2L comparte la opinión que tienen especialistas y directivos de las más importantes y reconocidas instituciones de Latinoamérica respecto a cómo deben ser las universidades en el futuro.

Para todos los entrevistados, la universidad del futuro será mucho más abierta, es decir, híbrida. Hasta hoy, había una modalidad que implicaba elegir entre presencial o en línea, pero no se había dado mucho de la combinación de las dos. “En definitiva, será una mezcla de todas las modalidades que hemos estado viviendo y todas funcionando a la vez en el mismo espacio”, comentó la Dra. Marlena León Mendoza, Vicerrectora Académica en la Universidad de Las Américas, de Ecuador.

Respecto al papel del docente, el gran desafío de la transformación digital no tiene mucho que ver con cables, redes, memorias y tecnología, sino con la transformación humana. La detección temprana de resistencias y la planificación de las estrategias adecuadas para poder superarlas es una parte fundamental de este proceso.

“El profesor ya no distribuye el conocimiento ya que el conocimiento está por todos lados, puede ayudar y es central en orientar al alumno para que tenga habilidades de seleccionar, distinguir los fake news, ayudarlos a cuestionar y a aplicar lo aprendido”, comentó a Dra. Ana María Mass, Decana de la Universidad Virtual UADE, de Argentina.

Nuevas formas de educar demandarán nuevas responsabilidades y metodologías no solamente por parte  de las instituciones y los que enseñan, sino también por parte de aquellos que aprenden. “No es sencillo generar un espacio interactivo mediado por tecnologías de información de dos o tres horas si los estudiantes no toman un rol muy activo”, explicó Ernesto Garnica, Director de Tecnología en la Universidad EAFIT, de Colombia.

En la universidad del futuro dependerá de cada organización aceptar, implementar o superar las necesidades de los nuevos roles, tanto para docentes como para alumnos.  Será indispensable elevar el nivel tecnológico de la infraestructura y cambiar la forma de entender la educación, aceptando que nuevos formatos llegaron para combinar la sabiduría del pasado y la tecnología del futuro.

El Informe sobre “La Universidad del Futuro” está disponible para su consulta de manera gratuita, junto con otros materiales del tema, en el sitio La Universidad del Futuro.

 

Share this:

Suscribirse ahora

Por favor complete este campo obligatorio.
El número de teléfono debe ser un número válido.

¡Gracias por suscribirse!

Suscríbase a nuestro blog

Obtenga las últimas noticias y consejos de expertos que lo ayudarán a aprovechar al máximo su entorno de aprendizaje.

Suscríbase ahora